miércoles, 27 de febrero de 2013

PARA CARMEN

MUJER DE LAS ESTRELLAS



Murió como vivió, a su aire. Espiritual y valiente con su imborrable sonrisa transmisora de energía positiva.

Este es el viaje de su vida, él la llevará a todos aquellos lugares que ansiaba conocer, sin espacio, sin tiempo...
  
A su aire, siempre a su aire.

La quise, la quiero, a través de mí será recordada y por ello eterna entre nosotros. 

Este mundo fue para ella sólo un lugar de paso, ahora ya está realmente donde siempre ha querido estar, en las estrellas, transformada en energía como parte de un todo.

Espíritu libre, vuela alto, sé feliz.





Compartir En Linkedin