domingo, 15 de julio de 2012

MANUAL NIÑOS VÍCTIMAS VIOLENCIA GÉNERO FAMILIAR

MANUAL DE ATENCIÓN A NIÑOS Y NIÑAS VÍCTIMAS DE VIOLENCIA DE GÉNERO EN EL ÁMBITO FAMILIAR

Save de Children
Ajuntament de Barcelona
Irse.ebi 
Dirección de Bienestar Social del Gobierno Vasco

DEFINICIÓN DE VIOLENCIA DE GÉNERO
Siguiendo estas definiciones Save the Children entiende que los niños y niñas hijos e hijas de las mujeres víctimas de violencia de género son víctimas de la misma, esta violencia puede ser psicológica y en ocasiones física. Y lo son porque dependen emocionalmente de sus cuidadores y porque la violencia ejercida contra la madre tiene consecuencias sobre su desarrollo.Tal como recomienda el estudio de Naciones Unidas sobre la violencia contra niños y niñas, todos los países deben y pueden poner fin a la violencia contra los niños y niñas. Eso no significa limitarse a castigar a los agresores, sino que es necesario transformar la mentalidad de las sociedades y las condiciones económicas y sociales subyacentes ligadas a la violencia.
Al garantizar los derechos de las mujeres víctimas de violencia de género, protegemos los derechos de sus hijos e hijas pero es necesario tomar medidas adicionales específicas para atender sus necesidades. Dos elementos claves para tener en cuenta en el concepto de violencia son el abuso de poder y el daño en el desarrollo que se produce como efecto de la situación violenta.
El Consejo de Europa, siguiendo lo establecido en la Declaración de la ONU sobre la eliminación de la violencia contra la mujer (1993) y la Plataforma para la acción adoptada en la IV Conferencia Mundial sobre la Mujer (Beijing 1995), ha definido “violencia contra la mujer” (en adelante violencia de género) como:

“... cualquier acto violento por razón del sexo que resulta, o podría resultar, en daño físico, sexual o psicológico o en el sufrimiento de la mujer, incluyendo las amenazas de realizar tales actos,coacción o la privación arbitraria de libertad, produciéndose éstos en la vida pública o privada.
Ello incluye, aunque no se limita, a lo siguiente:
  • violencia que se produce en la familia o en la unidad doméstica, incluyendo, entre otras, la agresión física y mental, el abuso emocional y psicológico, la violación y abusos sexuales, incesto, violación entre cónyuges, compañeros ocasionales o estables y personas con las que conviven;
  • crímenes perpetrados en nombre del honor, mutilación genital y sexual femenina y otras prácticas tradicionales perjudiciales para la mujer, como son los matrimonios forzados;
  • violencia que se produce dentro de la comunidad general, incluyendo, entre otros, la violación, abusos sexuales, acoso sexual e intimidación en el trabajo, en las instituciones o cualquier otro lugar, el tráfico ilegal de mujeres con fines de explotación sexual y explotación económica y el turismo sexual;
  • violencia perpetrada o tolerada por el estado o sus oficiales;
  • violación de los derechos humanos de las mujeres en circunstancias de conflicto armado, en particular la toma de rehenes, desplazamiento forzado, violación sistemática, esclavitud sexual, embarazos forzados y la trata con fines de explotación sexual y explotación económica...”
Dicho concepto hace referencia a una realidad más restrictiva o concreta que el término “violencia doméstica” que, conforme a la Comisión Europea, podríamos definir como:

“... toda violencia física, sexual o psicológica que pone en peligro la seguridad o el bienestar de un miembro de la familia; recurso a la fuerza física o al chantaje emocional; amenazas de recurso a la fuerza física, incluida la violencia sexual, en la familia o en el hogar. En este concepto se incluyen el maltrato infantil, el incesto, el maltrato de mujeres y los abusos sexuales o de otro tipo contra cualquier persona que conviva bajo el mismo techo...”

La diferencia previa entre violencia de género y violencia doméstica resulta fundamental para el objeto de este manual. El concepto de violencia doméstica se utiliza desde un punto de vista más amplio: cualquier forma de violencia que pudiera darse en el entorno doméstico entre cualquiera
de los miembros de una unidad familiar, incluido el maltrato infantil. No obstante, más allá de conceptos o definiciones, la realidad nos muestra que, cuando la destinataria final de la violencia es la mujer, ambas definiciones se superponen. En este documento cuando nos referimos a violencia
de género, estamos haciendo referencia a la violencia que sufre la mujer en el ámbito familiar.
A continuación dejo el enlace desde el que os podéis bajar el manual en PDF.

Montse garcía

Compartir En Linkedin